INSTALACIÓN DE PANEL • Elementos de fijación

Elementos de fijación

La fijación sobre las correas se realiza mediante tornillos autotaladrantes, tornillos autorroscantes y ganchos. Con correas de madera se emplean tornillos tirafondos. Con correas de hormigón también se pueden emplear anclajes de anilla expansiva.

Los tornillos autotaladrantes y autorroscantes se introducirán por encima de las placas. Los tornillos autorroscantes necesitan un taladro previo en la placa y en la correa. Los tornillos autotaladrantes efectúan ellos mismos el taladrado, por lo que son los más recomendables.

Los tirafondos se introducirán por arriba mediante golpes, pero unos 10 mm. antes de hacer contacto con la arandela se continuará el apriete mediante llave.

El apriete de la tuerca se transmite a la placa a través de una arandela doble de estanquidad, interpuesta entre ambas.

El apriete del accesorio de fijación deberá hacerse en dos fases: una primera en que la tuerca o cabeza haga contacto con la arandela deformándola ligeramente, y otra segunda al final de la obra ajustando el apriete hasta que el accesorio quede suavemente sujeto.

Los anclajes de anilla expansiva se introducirán por arriba, mediante golpes, en el orificio realizado previamente en la correa de hormigón.

IMPORTANTE: Los accesorios de fijación se apretarán suavemente, sin deformar las ondas. La arandela de goma nunca tendrá un diámetro de orificio superior al diámetro del tornillo.


Según Norma UNE 88111

Los tornillos garantizan la estanquidad de las fijaciones y permiten un perfecto acabado.
Cuando se trabaje con estructuras con correas de hormigón, los paneles se fijarán con el anclaje de anilla expansiva.

El montaje de estos paneles requiere que cada una de las placas en su solape transversal apoye mínimo 40 mm. sobre cada correa (Norma UNE 88111).